ASOCIADOS / LAS AUTORAS

GRUPO ARTESANAS

La interculturalidad y los saberes de las mujeres artesanas del Nororiente del Cauca hacen de ENREDARTE CON IDENTIDAD  una red cada vez más fuerte. Son cinco grupos los que le dan vida a ENREDARTE, FILIGRANAS: Bordando  Caminos del municipio de Caldono (mestizas); SEX DXI : El Camino del Sol,  de Jambaló (nasas), DE MANOS SILVIANAS del municipio de Silvia (mestizas, nasas, misak y campesinas);  WAKAT KIWE NASA de Toribio, y KUMBIAXCA de Corinto (nasas).

 

SISTEMA DE PRODUCCIÓN
Son las manos de las mujeres artesanas de ENREDARTE las que le dan vida a cada producto. Esas manos que por años han trabajado por mantener y plasmar su identidad y su cultura,  las que puntada tras puntada  plasman sus costumbres, y tradiciones y utilizando técnicas y materias primas propias de su región.


MATERIALES Y TÉCNICAS
En ese rescate de los elementos  que los identifica como etnia,  la producción de sus materias primas como la lana de ovejo y el fique y en ese fortalecimiento de la identidad, la madre tierra es el eje de ENREDARTE. De ella salen no solo los diseños y sus significados, sino las materias primas que las mujeres artesanas, indígenas, campesinas y mestizas convierten en las obras de arte, que son sus productos artesanales. La lana de ovejo y la fibra vegetal que sale del fique, conocido como cabuya, como son procesadas por ellas manualmente.

 

TEJIENDO EL FUTURO
Cortar la lana de oveja, lavarla, escarminar o desenredar , nuevamente cortar y armar cachumbos, sacar la madeja y volverla a lavar, pasarla por el urdidor para finalmente ponerla sobre el telar es el oficio de estas mujeres artesanas, antes de empezar a tejer sus productos.

Para obtener el fique, las artesanas deben cortar las pencas de la planta, ponerlas sobre una tabla para raspar las hojas hasta que salgan todos los residuos, el jugo, y quede una fibra limpia. Luego se lava con agua hasta que quede de color blanco y se pone a secar a la sombra. El fique después de ese proceso debe ser escarminado y por último hilado.

La técnica: para elaborar los diferentes productos, las mujeres artesanas utilizan la técnica del crochet, dos agujas, telar vertical y en algunos casos,  cambian las agujas por sus dedos.

El telar vertical es una de las tradiciones culturales más antiguas, está compuesto por dos palos verticales paralelos llamados largueros y dos horizontales, travesaños, entre sí estos arman un marco de palos donde se fija la urdimbre. El telar vertical se utiliza principalmente para fabricar tapices, tapetes y cojines en tejido anudado.

Muchas de estas mujeres de los diferentes municipios, conservan también la tradicional forma de tejer con sus dedos. En sus manos van enredando la lana, el hilo o la cabuya, estiran y  finalmente van dando  la forma que quieren al producto. Esta es una de las técnicas más antiguas heredadas de los mayores en las distintas etnias.

Con los dedos los nasas hacían las kumbiaxca, jigra con tejido de ojo grande, usado por los mayores para llevar el revuelto de la plaza de mercado a sus casas o para cargar la hoja de  coca que mambiaban mientras trabajaban.

 

APORTE DE LA ASOCIACIÓN A LAS ARTESANAS 

ENREDARTE aporta a sus mujeres artesanas materias primas, apoya los procesos de innovación y diseño, al empoderamiento de las mujeres y a su posicionamiento en sus comunidades. ENREDARTE también ayuda en la comercialización de sus productos y por ende el ingreso de dinero por la venta de estos.

ENREDARTE representa para estas mujeres la oportunidad de organizarse, encontrarse, crecer como personas y como grupo, fortalecerse culturalmente y fortalecer su identidad.